Nervios incontrolados durante días. No míos.
Dudas perpetuas en la semana previa a la competición. Mías no.
Dolores aquí , molestias en todo el cuerpo. No en mi.
Amigos que se retan, corazones luchadores, mentes ilusionadas y cuerpos preparados para la batalla.
Uno con los entrenos hechos en su totalidad, otra con mil y un descontrol de agenda, semana sí , semana no…, sin poder cuadrar semanas regulares de preparación…
Maneras de enfrentar un reto: la primera vez para uno, la poca preparación para otra.
Pero ambos estarán en la línea de salida.
Su meta la misma.
Intentar terminar.
Natación, bici y carrera…
Será duro.
Ellos lo son.
Cada persona, un reto.
Cada corazón, un deseo.
No importa de qué esté hecho…
Importa levantarse e intentarlo.
Puede que te lleve simplemente tres pasos lograrlo, quizás a alguno le dure años el conseguirlo, puede que toda la vida…
¿Qué más da?
Hacerlo nos hará más felices.
Luchar por ellos, más fuertes.
Y si sumas felicidad y fuerza… tendremos…
Un reto vivido.
Mañana, mi reto.., será animar con todas mis fuerzas a esos espíritus luchadores.
No será fácil…, me emocionarán y tendré que controlar mis sentimientos y aplaudir a la vez…
¡Qué difícil!
Eso sí, me levantaré.., y lo intentaré, como siempre.
Mucha suerte en la gran prueba.
Mañana es día de competición.