Al desnudo. Parte I.

Al desnudo. Parte I.

  Conclusiones al aire Comenzar concluyendo es como recibir una bofetada sin esperarla. Pero las cosas claras, las verdades son tan obvias que considero mucho más relajante escribirlas sin rodeos. Podrían parecer ideas sueltas sin más. Quizás sin orden aparente...
Sueño, sueñas, soñamos.

Sueño, sueñas, soñamos.

Lo supongo. Así lo creo. Podría asegurarlo. Tú sueñas. Yo sueño. Soñar es una palabra común a todos los mortales. ¿Con qué sueñas? ¿Por qué lo haces? ¿Para qué? La respuesta creo tenerla: Para poder Vivir. ¿Podrías respirar sin tener sueños? Sí, claro. Pero, ¿podrías...